La psoriasis se puede manifestar de diferentes formas clínicas así como la extensión de esta enfermedad de la piel puede variar de un paciente a otro. La psoriasis en placas es la forma más común de presentación de esta alteración crónica de la piel. La Dra. Ana Mª Carrizosa, dermatóloga y responsable de la unidad de fotobiología del Hospital Virgen Macarena de Sevilla, afirma que “la psoriasis aparece con lesiones infiltradas con placas de color rojo y en su superficie hay una descamación de color blanco. La psoriasis se presenta en cualquier lugar de la piel”.

MEDI-OFFICE, Servicio de Atención Telefónica para Profesionales de la SaludSíntomas que percibe el paciente

La Dra. Carrizosa describe que “las placas producen picor pero también, en algunas ocasiones, tirantez y dolor en alguna superficie como las nalgas o cuero cabelludo”. Las zonas más frecuentes donde se presenta la psoriasis es en los codos y las rodillas pero también aparece en el cuero cabelludo y en los tobillos.

Otras formas de presentación

La psoriasis en pliegues o invertida es otra forma de presentación que aparece básicamente en las ingles, axilas y zonas del alrededor del ombligo. Además la dermatóloga explica que “hay un tipo de psoriasis que afecta a personas jóvenes que se denomina guttata o en gota. Generalmente es consecuencia de una infección de las vías respiratorias altas”. Esta psoriasis se manifiesta con elementos de pequeño tamaño distribuidos por toda la piel y la principal característica es que no recidivante. Una vez se resuelve la infección respiratoria no vuelve aparecer. Es de buen pronóstico.

¿Cómo se trata?

La Dra. Carrizosa afirma que “cada enfermo, según su edad, extensión y forma de presentación requiere de un tratamiento”. En general, las psoriasis leves pueden tratarse mediante luz solar, cremas y corticoides. Si la psoriasis es de moderada a grave, se requerirá de tratamientos sistémicos. Y en el último escalón terapéutico se sitúa la psoriasis grave en el que se prescriben las terapias biológicas. Asimismo la especialista recomienda que los pacientes con psoriasis hidraten muy bien su piel para disminuir así el picor y la descamación, además de mantener unos hábitos de vida saludables como seguir una dieta sana, controlar el peso y evitar los tóxicos como el alcohol y el tabaco.

MEDI-OFFICE, Servicio de Atención Telefónica para Profesionales de la Salud

Fuente: www.vivirmejor.com/

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies